III.2. La volatilidad.

Dos son los parámetros que influyen profundamente en la valoración de la prima de las opciones: la volatilidad y el tiempo que falta para el vencimiento. La primera la tratamos aquí y lo siguiente en el próximo.

La volatilidad es el factor más interesante a la hora de valorar opciones. Teóricamente, la volatilidad es la desviación estándar de los precios en un determinado período. Así que es más propio hablar de “la volatilidad en los últimos X días”.

Si la estadística no es lo tuyo y no sabes lo que es una desviación estándar, diremos que la volatilidad es la medida del rango de movimientos del subyacente, en términos absolutos. Esto quiere decir que da igual que algo suba o que baje un 5%, el caso es que se ha movido un 5% y por tanto tendrá más volatilidad ese día que algo que haya subido o bajado un 2%.

La volatilidad está indisolublemente asociada a la incertidumbre. Cuanta más incertidumbre exista en un mercado, más volatilidad tendrá.

Al mismo tiempo, cuanto más volatilidad tenga un subyacente, más costosa será la prima de las opciones tanto CALL como PUT. Esto es lógico, ya que si los precios dan mayores bandazos, es más probable que se alcance o se sobrepase el strike de la opción, y esa mayor probabilidad se paga en forma de una mayor prima.

Por el contrario, en épocas de tranquilidad bursátil, los precios dan menos bandazos, y se mueven en rangos más suaves, y por lo tanto desaparece la volatilidad del mercado y las opciones ven como la parte de las primas debidas a la volatilidad se esfuman.

Por lo tanto:

Si compramos opciones = compramos volatilidad = compramos incertidumbre = estamos esperando un fuerte movimiento al alza (CALL) o a la baja (PUT)
Si vendemos opciones = vendemos volatilidad = vendemos incertidumbre = estamos apostando a que después de una tormenta, venga la calma.

Vamos a hacer una breve enumeración de cómo influye la incertidumbre en los distintos activos, esto es, en las acciones, índices y futuros.

  • Acciones e índices bursátiles: si la incertidumbre sube los precios bajan.

No necesita mucha explicación, a la mínima sospecha de crisis o recesión, la incertidumbre aumenta y las bolsas caen en picado. Por eso se dice que de media las caídas en acciones son tres veces más rápidas que las subidas. Eso querría decir que la volatilidad en las caídas es tres veces superior a la existente en las subidas.

  • Futuros de materias primas (energía, metales preciosos, agricultura…): si la incertidumbre sube los precios también suben.

Aquí pasa al revés: una crisis en Irak o unas inundaciones en una zona agrícola son suficientes para mandar los precios del crudo o de las cosechas a las mismísimas nubes. Cualquier cosa que signifique incertidumbre, en estos productos se refleja en forma de subidas.

  • Futuos y bonos y tipos de interés: ??

Pongo interrogantes porque la teoría clásica indicaba que cuando hay incertidumbre, los tipos de interés subían (y por tanto los bonos bajaban de precio) porque en épocas de crisis no se sabe bien si tu vecino te va a devolver los préstamos, y eso añadía un plus en forma de subida de los intereses. Sin embargo en los últimos años gracias a la “doctrina Greenspan” parece ser que los gobernadores de bancos centrales y FED le han cogido gusto a eso de darle a la máquina de hacer billetes cada vez que la recesión asoma por la esquina.

Esto tiene como consecuencia funesta que el mundo queda inundado de liquidez y de dinero, que es lo que pasó a principios de este siglo y ahora mismo con la crisis actual. Como consecuencia de la bajada de los tipos a corto plazo por parte de las reservas y los bancos centrales, los tipos de interés en general bajan, y ahora la teoría clásica deja de funcionar: parece ser que se han empeñado en que en épocas de incertidumbre, lo mejor es bajar agresivamente los tipos de interés, en vez de subirlos.

Lógicamente lo hacen porque no tienen más remedio, ya que los mismos que se llevan las manos a la cabeza son los que han permitido que la situación llegara a un punto de no retorno en el cual la única forma de salvar el culo por el momento consiste en echar gasolina al fuego.

Consecuencia: tipos a corto bajos, precio de los bonos por las nubes, y trillones de pérdidas privadas que se han socializado y se han convertido en trillones de deuda pública que estaremos pagando tú, yo y nuestros hijos durante años. Que viva el capitalismo responsable.

Bien, es caso es que nuestro cometido será intentar ganar dinero con la volatilidad, bien comprándola o bien vendiéndola. Existen decenas de estrategias combinadas diseñadas para aprovechar esta situación que veremos en la sección de estrategias.

También indicar que si queremos aprovechar la volatilidad pero el subyacente no cuenta con opciones cotizadas, podemos hacerlo de forma sintética (simulada).

En plan simple, quedaos con que:

comprar volatilidad de algo es lo mismo que acumular ese algo cuando sube o venderlo cuando baja.
Vender volatilidad de algo es lo mismo que acumular cuando baja y vender cuando sube.

Por eso hay mucha gente que sin darse cuenta, cuando está acumulando más acciones en su cartera después de una caída, no sabe que en realidad está vendiendo volatilidad, esto es, es como si estuviera vendiendo PUTs. Y ¿qué pasa cuando vendemos opciones?. Que tenemos una posibilidad de pérdidas ilimitadas y de ganancias limitadas.

Con esto no estoy diciendo que vender volatilidad sea malo, de hecho vender volatilidad, bien hecho y con las técnicas de cobertura adecuadas, puede ser una fuente de ingresos constante, si bien modestos en cada operación. Veremos un ejemplo con la técnica de cobertura delta neutral, en el apartado de estrategias.

Lo que quiero indicar es que es importante en todo momento, cuando operamos en bolsa, saber en qué juego nos estamos metiendo. Si no sabemos a lo que estamos jugando, nuestras posibilidades de ganar quedan de la mano de la pura casualidad, cuando no directamente reducidas a cero.

Es importante que entendais el concepto de volatilidad, qué es comprarla y qué es venderla, porque algunas de las estrategias más curiosas y rentables a largo plazo pueden venir de aquí. Si no entendeis algo preguntad antes de seguir.

Una última observación: gran parte de los tiburones de la bolsa no vive de las subidas o de las bajadas. ¿De qué viven entonces?. De comprar y vender volatilidad, independientemente del rumbo de las cotizaciones.

Por algo será.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Opciones. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s