IV.1.3.4 Banderas y banderines.

Son figuras de consolidación, que no se dan muy a menudo, pero que cuando se presentan tienen un buen índice de fiabilidad.

Las banderas consisten en un primer gran salto vertical en la cotización, hacia arriba o hacia abajo, con fuerte volumen (denominado el “mástil” de la bandera), y seguido posteriormente por un periodo de consolidación que es una oscilación en sentido contrario con poca amplitud y volumen, llamada la “bandera” en sí, por la semejanza de la figura con una bandera real.

La teoría dice que una vez que el precio se sale fuera del rango de la bandera, éste continuará en la misma dirección vertical del anterior palo, con un movimiento de la misma amplitud.

En este caso el volumen es muy importante, ya que si el mástil no se ha producido con gran volumen, la figura no tiene validez alguna. También el hecho de que la formación de la bandera dure más de 1 mes, resta validez a una posterior ruptura.




Bandera alcista formada por la cotización de Iberia. El volumen es concordante y la ruptura parece fuerte, aunque el poco volumen con que se produce podría ser la explicación de que dicha subida no tenga tanto recorrido como se esperaría de la figura.




Bandera alcista en Natraceutical, el volumen es perfectamente concordante y la ruptura también se produce con volumen y produce un movimiento similar al del mástil anterior, así que es prácticamente perfecta.

El banderín o gallardete es una figura similar en cuanto a la formación del mástil, pero la formación posterior de consolidación con poco volumen tiene forma de pequeño triángulo. Según la teoría, el banderín se tiene que resolver rápido, si en 5-10 sesiones no ha roto entonces se da por fallido. Si rompe, tiene una elevada posibilidad de realizar otro movimiento vertical como el anterior mástil.



Banderín bajista en Gamesa, se podría objetar que el mástil no es lo suficientemente vertical, y el volumen, aunque aumenta en el mismo, no es todo lo explosivo que se podría esperar, pero el desenlace en la ruptura y posterior caída sí que lo es.



Banderín bajista en la cotización Euro/Yen, no disponemos de volumen, pero la formación del mástil, el banderín triangular y el movimiento de ruptura son casi perfectos.



Banderín alcista en Sniace, que curiosamente acaba en fallo. Vemos que el volumen y la formación del mástil son perfectos, pero a la rotura del banderín no se produce la subida vertical esperada, con lo que si hubiéramos entrado en ese momento, nos saldríamos al tercer o cuarto día, sin haber ganado, pero seguramente sin tener tampoco grandes pérdidas.

El significado de la figura os la dejo para que penséis un poco: ¿qué tipo de condiciones de mercado podrían darse para que se forme un banderín en una cotización? ¿Podría tener algo que ver la formación del mástil con el uso de información privilegiada?

Anuncios
Esta entrada fue publicada en AT. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s